Más del 80 por ciento de los españoles con COVID-19 tienen deficiencia de vitamina D

covid-19 deficiencia vitamina d

Más del 80 por ciento de los pacientes con COVID-19 ingresados en un hospital en España tienen deficiencia de vitamina D, según un estudio publicado a finales de octubre de 2020.

Este estudio ha sido publicado en el Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism de la Endocrine Society.

Vitamina D y su relación con la inmunidad

Ya hemos hablado en otras ocasiones de la Vitamina D y su relación con la Covid-19.

⇒Te interesará leer esto: ¿Ayuda la Vitamina D a prevenir la infección por Covid-19?

La investigación en torno a este tema sigue creciendo.

La vitamina D es una hormona que producen los riñones que controla la concentración de calcio en la sangre y afecta el sistema inmunológico. La deficiencia de vitamina D se ha relacionado con una variedad de problemas de salud, aunque aún se está investigando por qué la hormona afecta otros sistemas del cuerpo. Pero lo de que no cabe duda es del efecto beneficioso de la vitamina D sobre el sistema inmunológico, especialmente en lo que respecta a la protección frente a infecciones, tal y como muestran numerosos estudios.

Respecto a esto, José L. Hernández, de la Universidad de Cantabria en Santander, explica: “Un enfoque es identificar y tratar la deficiencia de vitamina D, especialmente en personas de alto riesgo como los ancianos, los pacientes con comorbilidades y los residentes de hogares de ancianos, que son la principal población objetivo para el COVID-19. El tratamiento con vitamina D debe recomendarse en pacientes con COVID-19 con niveles bajos de vitamina D circulando en la sangre, ya que este enfoque podría tener efectos beneficiosos tanto en el sistema musculoesquelético como en el inmunológico”.

Covid-19 y deficiencia de Vitamina D

Los investigadores encontraron que el 80 por ciento de 216 pacientes con COVID-19 en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla tenían deficiencia de vitamina D. Es más, los hombres tenían niveles más bajos de vitamina D que las mujeres. Los pacientes con COVID-19 con niveles más bajos de vitamina D también tenían niveles séricos (examen de sangre para medir la cantidad de serotonina en el cuerpo) elevados de marcadores inflamatorios como ferritina y dímero D.

Cómo mejorar los niveles de Vitamina D

La deficiencia de vitamina D es un problema muy común en España, especialmente en algunas zonas. El problema es que la deficiencia de vitamina D es bastante difícil de contrarrestar. De hecho, lleva su tiempo, incluso con medicación.

Lo mejor para saber cómo estás de vitamina D es que solicites un análisis de sangre para comprobarlo.

En cualquier caso, para mejorar los niveles de Vitamina D puedes hacer algunas cosas muy sencillas. Por ejemplo, las siguientes:

  • Pasa un tiempo al sol. Da igual que sea invierno. Con que te dé en la cara y en las manos es suficiente. Pero, ojo, si usas un crema facial con filtro solar no te servirá de mucho. Si tienes que usar filtro solar o no en invierno es algo que tendrás que consultar con tu dermatólogo. Además, es importante que tengas en cuenta la época del año, la hora del día y tu tipo y tono de piel (especialmente en verano). En cualquier caso, hay más opciones, no pasa nada si tienes que cuidarte del sol.
  • Consume pescados y mariscos grasos. Los pescados y mariscos grasos se encuentran entre las fuentes alimenticias naturales más ricas en vitamina D.  Por ejemplo: salmón, atún, caballa, camarones, sardinas o anchoas. Como beneficio adicional, destacar que muchos de estos alimentos también son ricos en ácidos grasos omega-3 saludables para el corazón.
  • Consume hongos. Los hongos son la única fuente de vitamina D completamente vegetal. Al igual que los humanos, los hongos pueden producir su propia vitamina D al exponerse a la luz ultravioleta. Los seres humanos producen una forma de vitamina D conocida como D3 o colecalciferol, mientras que los hongos producen D2 o ergocalciferol. Ambas formas de esta vitamina pueden aumentar los niveles circulantes de vitamina D, aunque la investigación sugiere que D3 puede aumentar los niveles de manera más efectiva y eficiente que el D2.
  • Toma yema de huevo. Las yemas de huevo son otra fuente de vitamina D. Pero es mejor tomar huevos ecológicos o de gallinas criadas en libertad, que tienen más vitamina D, según indican las investigaciones.
  • Alimentos enriquecidos con vitamina D. Muchos alimentos están enriquecidos con vitaminas, incluida la vitamina D. Es el caso de algunas leches, bebidas vegetales, cereales, batido de proteínas o complementos alimenticios.

Ten en cuenta que la ingesta diaria recomendada de vitamina D es de 600 unidades internacionales (UI)en menores de 70 años y de 800 UI para mayores de 70 años.

El #RetoPuntoSeguro te ayuda

Puedes formar parte del #RetoPuntoSeguro si has contratado un seguro de vida o un seguro de salud con PuntoSeguro.com. Súmate a una iniciativa llena de ventajas que, además de ayudarte a mantener controlada tu actividad física diaria, te recompensa en la renovación de tu seguro de vida.

Otros artículos de interés

Si te ha gustado el artículo queremos pedirte un pequeño favor:

Calcula seguros de vida

This entry was posted in Vida sana y fitness. Bookmark the permalink.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.