Hay un cambio de actitud de los españoles hacia el ahorro para la jubilación

Son más conscientes de la necesidad de ahorrar y reclaman más información y asesoramiento para hacerlo

Influido por la crisis económica, el debate sobre la sostenibilidad del Estado del Bienestar y las recientes reformas en el sistema de pensiones, en los últimos años se ha dado un cambio de actitud de los ciudadanos españoles hacia el ahorro para la jubilación. Las personas son cada vez más conscientes de la necesidad de ahorrar y reclaman más información y asesoramiento para poder hacerlo. Es la conclusión principal del informe ganador del X Premio Edad&Vida, titulado ‘El comportamiento ciudadano en la planificación de la jubilación y realizado por ESADE.

Las reflexiones del informe se confirman en datos como que el 90% de los encuestados reconoce la necesidad de ahorrar para la jubilación (75% en 2009, cuando se llevó a cabo el primer estudio sobre este tema). El informe concreta que la percepción de la necesidad de ahorrar llega a todos los tramos de renta, incluso en el tramo donde el porcentaje de preocupados es menor (rentas inferiores a 600 euros), más del 87% sienten dicha necesidad.

Asimismo, el 67% considera que necesitará de ahorro privado para cubrir sus necesidades en su jubilación y más mitad de los españoles cree que no llegará a fin de mes con su jubilación. Además, la desconfianza en el sistema público de pensiones ha generado que 1 de cada 5 menores de 55 años crea que no cobrará pensión pública. El conocimiento sobre las decisiones de ahorro ha aumentado hasta el 6,6 en una escala de 1 a 10.

Los ciudadanos demandan más datos y el 84% de la población desea recibir más información sobre su jubilación, principalmente desde la Administración Pública. Es significativo el avance que este porcentaje ha experimentado desde el 47% que se registraba en 2009. Aunque existe el deseo de recibir información, el estudio confirma que menos de una cuarta parte de la población (22%) conoce cuál será su pensión pública, y solo el 20% ha realizado un cálculo de sus necesidades reales en su jubilación.

La asignatura pendiente es el ahorro sistemático

El trabajo, presentado ayer en Madrid y que cuenta con el patrocinio de VIDACAIXA, es obra de Manuel Alfaro, Ismael Vallés y Xavier Mas. Tal y como concretó este último, el informe divide a las personas en cinco grupos  según la actitud que adoptan ante este tema. En primer lugar, hay solo un 10% de la población (25% en 2009) que no reconocen la necesidad de ahorrar para la jubilación; a este grupo de personas, según Mas, hay ofrecerle educación financiera. A continuación, está un grupo, que supone el 31% (el mismo porcentaje que en el estudio anterior), que sí reconoce que debe ahorrar para la jubilación, pero no lo hace; a estos hay que mostrarles “los beneficios del ahorro”. En un tercer grupo, está quien ya se ha planteado ahorrar, que pasa del 13% al 18%; estos necesitan alentarles y darles apoyo para comienza a ahorrar.

Ya dentro de los que sí están ahorrando (el porcentaje ha pasado del 30% al 40%), hay una cuarta etapa que corresponden a los que lo hacen ocasionalmente, que supone el 24% (7% anterior); a estos hay que darles soluciones y alternativas. El último grupo es el del ahorro sistemático, que según el informe siguen siendo “la asignatura pendiente”, y de hecho, debido a la crisis, quienes lo realizan actualmente es solo un 16% de la población, frente al 23% de 2009; a esta gente hay que “protegerlos” y asesorarles continuamente para que no caigan en el grupo anterior.

La inauguración de la jornada de presentación del estudio corrió a cargo del presidente de Fundación Edad&Vida, Eduardo Rodríguez Rovira; Clara Armengol, miembro de la Junta de la fundación y directora del Negocio de Pensiones de ZURICH en España; y el subdirector general de Planes y Fondos de Pensiones de la DGSFP, Jose María Paz.

 

Las entidades deben mejorar el asesoramiento al cliente para planificar la jubilación según sus necesidades
Fundación Edad&Vida recomienda también mejorar la educación financiera, y pone en valor e incentivar la previsión complementaria

Debería mejorar el asesoramiento a los ciudadanos para planificar su jubilación en función de sus necesidades y preferencias personales, fomentando que los ciudadanos acudan a asesores financieros, generando una cultura financiera básica y  proporcionando herramientas que permitan organizar la economía doméstica y planificar las necesidades económicas en cada etapa de la vida.

Es una de las recomendaciones, dirigidas a las compañías financieras y aseguradoras, que Fundación Edad&Vida hace a raíz de las conclusiones del estudio, con el objetivo de aumentar la cultura del ahorro y mejorar la capacidad económica de las personas mayores.  Asimismo, pide a las entidades que emprenda acciones para divulgar códigos éticos y ejemplos de buenas prácticas en el ámbito del asesoramiento.

Entre las recomendaciones a la Administración, se le pide un “marco legal estable” y mejorar la información que reciben los ciudadanos, por ejemplo con acciones para divulgar el funcionamiento del sistema de pensiones en España y los riesgos a los que está sometido o el impulso definitivo a la comunicación ya prevista de la pensión pública probable en el momento de la jubilación. Asimismo, se anima a fomentar la cultura del ahorro entre los ciudadanos y emprender acciones para mejorar su educación financiera, y debería “ponerse en valor e incentivarse” la previsión y ahorro voluntario finalista y la diversificación entre los diferentes instrumentos de ahorro previsional para la jubilación. En este punto, Juan Antonio Iglesias, vicepresidente de la fundación y subdirector general de VIDACAIXA, defendió los productos las rentas vitalicias que, en su opinión, “deberían a estar en todas las familias”.

Finalmente, desde la organización se lanza también una serie de recomendaciones a los ciudadanos: es necesario que los ciudadanos asuman su responsabilidad individual en este ámbito; debería calcularse el nivel de ingresos necesario y el origen de los mismos para poder cubrir las necesidades en la etapa de la jubilación; cualquier persona debería plantearse el ahorro privado necesario para complementar la pensión de jubilación; empezar a ahorrar cuanto antes, de forma constante y sistemática; confiar en el asesoramiento profesional; y en momento de la jubilación, tener una visión de conjunto del ahorro total acumulado y planificar la mejor forma de utilizarlo.

 Fuente: BDS 26/11/2014

DEJA TU COMENTARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *