En Cataluña, el 45% de las reparaciones en el hogar se hace en menos de una semana

Tres de cada cuatro partes se dan en la provincia de Barcelona

Cada año se producen en los hogares de Cataluña en torno a 76.000 averías, que se traducen en unos 114.000 servicios por parte de las aseguradoras y sus servicios de reparación. Tres cuartas partes de todos estos siniestros ocurren en Barcelona, siendo la gotera la principal de las averías domésticas, singularmente en el mes de noviembre. Estas son algunas de las conclusiones de un reciente estudio de UNESPA-UCEAC, dadas a conocer el viernes.

El trabajo constata, además, que los daños por agua constituyen, de hecho, casi la mitad (48,2%) de los siniestros que ocurren en la comunidad autónoma, ya se trate de la rotura de una cañería, una bajante, un desbordamiento o similar. Los siguientes desperfectos más comunes son los daños en cristales (15,3%) y las averías eléctricas (15,2%). Los robos y los incendios tienen un peso menor. En todo caso, el patrón en los robos cambia de una provincia a otra. En Barcelona son más frecuentes en julio, cuando los residentes abandonan la ciudad por vacaciones. Mientras tanto, en poblaciones como Gerona y Tarragona ocurre algo distinto. Estas provincias reciben importantes volúmenes de turistas durante el verano. Por eso, ahí son más frecuentes los robos durante la temporada baja, es decir, entre enero y mayo.

Plazos de reparación y coste de las averías

El estudio analiza asimismo los plazos medios de las reparaciones; al respecto, señala, se percibe cómo aquellos oficios que trabajan con la madera, como carpinteros o parquetistas, son los que necesitan periodos de tiempo más dilatados para completar su trabajo. Sus reparaciones oscilan entre los 23 y los 30 días. En el extremo opuesto están cerrajeros, electricistas y fontaneros, cuyas actuaciones se resuelven en menos de una semana, habitualmente.

Comparando los costes de las reparaciones y la frecuencia con la que éstas se detecta que, aunque los daños por agua son los más habituales, no son los de mayor gravedad. Así, suponen un 35% de los siniestros, pero apenas significan un 14,8% de los importes pagados por las aseguradoras. Para la asociación, “esto se debe a que muchas de las actuaciones resuelven averías relativamente sencillas”.

Por servicios profesionales, los albañiles muestran una relación entre los casos que atienden y el coste de sus reparaciones bastante equilibrada. Los carpinteros, parquetistas y pintores son, por el contrario, quienes realizan actuaciones más caras. “Esto –se concluye- hace que sus costes sean perceptiblemente mayores al peso relativo de la cantidad de actuaciones que realizan”.

Fuente: BDS 16/06/2014

DEJA TU COMENTARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *