El excedente del CCS en 2010 se redujo un 33%, hasta 328,9 millones


El excedente del CCS en 2010 se redujo un 33%, hasta 328,9 millones

El Consejo de Administración del Consorcio de Compensación de Seguros (CCS) ha aprobado las cuentas anuales del ejercicio 2010, que se salda con unos excedentes antes de impuestos de 328,9 millones de euros, un 33% menos en comparación al resultado de 490,3 millones de 2009. El volumen de primas de primas y recargos se eleva a 1.016,4 millones, con una siniestralidad total del ejercicio de 892 millones.

Del excedente del 2010, se destinan 128 millones a la reserva de estabilización de la actividad general (lo que eleva a 5.140 millones dicha reserva), 68 millones a la reserva de la actividad agraria (suma al cierre del año 782 millones), 53 millones al fondo de actividad liquidadora (hasta 1.528 millones) y casi 6 millones a la reserva del seguro de Crédito (cuya reserva de estabilización suma algo más de 8 millones). En total las reservas de estabilización acumuladas para el conjunto de actividades roza los 7.460 millones.

En el Informe Anual 2010 del CCS se destaca, además, que el ratio de cobertura de las provisiones técnicas se situó en 1,04 veces la provisiones técnicas a cubrir, “y el margen de solvencia y el fondo de garantía quedaron adecuadamente cubiertos”.

"Elevado índice de siniestralidad"

Desgranadas las cifras del pasado año por cada una de las actividades del CCS, la actividad general viene marcada por un “elevado índice de siniestralidad” en riesgos extraordinarios, con un ratio de siniestralidad del 103,1% de las primas, frente a un 90,3% en 2009. De hecho, la actividad general supuso más del 90% del total de la siniestralidad del CCS, con un desembolso de indemnizaciones en esta actividad de 829,6 millones.

Si 2009 vino marcado por la tormenta ‘Klaus’ y los más de 514 millones que costó al CCS, “2010 ha estado marcado por la concurrencia de una multitud de siniestralidades”, señala el organismo, que destaca, entre otras las tormentas ‘Floora’ y ‘Xynthia’, con un coste superior a los 50 millones cada una, o las inundaciones en junio en Asturias, con un coste cercano a los 49 millones.

En cuando a la cobertura de Autos, cabe señalar, en primer lugar, que el número de vehículos particulares asegurados por el CCS descendió un 36,5%, hasta 21.402 unidades, mientras que los oficiales lo hacían un 3,7%, hasta 75.309. En segundo lugar, se apunta que el ratio de siniestralidad en la cobertura directa de RC superó el 100%, con un ratio combinado del 131,1% (141,6% en 2009).

En total, el número de expedientes de la actividad general ascendió a 273.573, de los cuales 199.042 fueron por riesgos extraordinarios, y 73.195 por el seguro de Autos.

Otras actividades

Respecto a las otras actividades, en 2010 se asumió la liquidación de tres entidades (SEGUROS MERCURIO, SOCIEDAD BENÉFICA DE BAZÁN, y MEDIT MUTUALIDAD), y del régimen de AMF-AT, además de un proceso concursal (CISNE ASEGURADORA). En 2010 se finalizó la liquidación de siete entidades, habiéndose efectuado compras de créditos por valor de más de 77 millones.

En la actividad agraria el ratio de siniestralidad fue del 42,2% de las primas, mientras que en el reaseguro de Crédito (cuya cobertura en 2010 únicamente se extendió a una de las cuatro entidades que se había adherido en 2009) la siniestralidad del reaseguro cuota parte se situó por debajo del 30% de las primas, no siendo necesario desembolso alguno para la parte de cobertura correspondiente al reaseguro stop loss”.

Fuente BDS 13/7/11

DEJA TU COMENTARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *