El caso de Abel o cómo el Seguro también da buenas noticias en redes sociales

Habitualmente, las redes sociales suelen ser lugar de quejas por la actuación o inacción de las aseguradoras. Incluso, algunos responsables de Atención al Cliente de entidades reconocen abiertamente que quienes protagonizan estas acciones, que tanto enturbian la reputación de las aseguradoras, en muchos casos son conscientes de que no llevan razón. “Me da igual. Te voy a liar una en Twitter que…”. El resto de la frase puede ser fácilmente completada.

Sin embargo, cuando el Seguro es el ‘bueno de la película’ suele pasar más desapercibido. Aunque hay excepciones. Como la de Abel Valcárcel Millán, @Arzadous, que este lunes fue operado con éxito en un hospital madrileño de un derrame cerebral.

El 5 de marzo, este joven DJ y productor musical español, con residencia en Holanda, comenzó a tener problemas de audición en el oído izquierdo y dolores fuertes de cabeza. A pesar de tener su tarjeta sanitaria europea en regla, los siguientes quince días fueron una pesadilla para él y su familia: fue ‘rebotado’ de servicio médico en servicio médico y de hospital en hospital. Primero, era una simple infección de oído; después, los médicos holandeses reconocían que se trataba de un derrame cerebral, una patología que no era desconocida para la familia (tres de sus familiares murieron jóvenes por problemas vasculares y derrames). No obstante, no solamente no realizaban la operación sino que impedían que pudiera desplazarse fuera de Holanda al no facilitar un informe médico que lo permitiera.

La solución tendría que llegar de mano del seguro de Asistencia en Viaje que tenía contratado Abel con MAPFRE. La aseguradora, informada en todo momento por los padres, desplazó a Ámsterdam a una doctora y, finalmente, preparó el traslado a España de Abel en un avión medicalizado.

La situación de Abel, que él mismo ha calificado en un diario como de “pesadilla”, ha tenido una amplia repercusión en redes sociales (Facebook y Twitter) y de ahí saltó a la televisión. Incluso ha sido uno de los temas más promocionados en menéame. Es un caso extremo, pero no por ello raro: es una de las nueve repatriaciones diarias que, de media, afronta MAPFRE en todo el mundo. El año pasado, más de 200 de ellas se realizaron, como en caso de Abel, en un avión medicalizado. Son sin duda el mejor ejemplo del servicio que a diario presta el Seguro en pro de sus clientes y que tantas y tantas veces pasa desapercibido.

Fuente: BDS 10/04/2014

DEJA TU COMENTARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *