Las actividades de ocio pueden reducir el riesgo de muerte en adultos mayores

Las actividades de ocio pueden reducir el riesgo de muerte en adultos mayores

Correr, los deportes de raqueta y otras actividades de ocio pueden reducir el riesgo de muerte de los adultos mayores, según un estudio. Te lo contamos en este artículo.

⇒Lee esto también: Cómo afecta la intensidad específica del ejercicio a diferentes aspectos de la salud mental y cognitiva 

Beneficios de las actividades de ocio para adultos mayores

Según esta investigación, para los adultos mayores, participar regularmente en actividades físicas semanales de cualquier tipo (caminar, trotar, nadar, jugar al tenis) no solo reduce el riesgo de muerte por cualquier causa, sino también el riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular y cáncer.

El estudio, publicado a finales de agosto de 2022 en la revista JAMA Network Open, destacó la importancia de la actividad física regular para las personas mayores, especialmente cuando esas actividades son placenteras y sostenibles.

Las actividades más beneficiosas, según los investigadores, incluyen los deportes de raqueta  y trotar, pero cualquier actividad recreativa realizada con frecuencia arrojó resultados favorables.

«Encontramos que aunque los deportes de raqueta y correr tenían las mayores reducciones en los riesgos de muerte […] muchos tipos de actividades recreativas probablemente tengan grandes beneficios para la salud»; explican los investigadores. «Encontrar una actividad recreativa que pueda disfrutar y hacer habitualmente es probablemente más importante que elegir un tipo específico de actividad».

Si bien hacer la cantidad semanal de ejercicio cada semana (de 2,5 a 5 horas de ejercicio de intensidad moderada o 1,25 a 2,5 horas de ejercicio de intensidad vigorosa) produjo los mejores resultados, incluso un poco de ejercicio redujo el riesgo de muerte en un 5 % en comparación con no hacer nada de ejercicio.

Dicen los investigadores que incluso los pequeños aumentos pueden generar beneficios sustanciales. Explican que mientras que para las personas que ya están activas, aumentar aún más los niveles de actividad puede conducir a más reducciones  modestas en el riesgo de muerte.

⇒Lee esto también: Las células inmunitarias que combaten el cáncer rejuvenecen con el lactato, un «producto de desecho» celular

Actividades de ocio asociadas con un menor riesgo de muerte

Para el estudio, los investigadores utilizaron datos de 272.550 participantes de 59 a 82 años de edad, que formaban parte del Estudio de dieta y salud de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés) y AARP, que fue diseñado para observar la asociación entre la dieta y el cáncer.

Los participantes completaron cuestionarios sobre la frecuencia con la que participaban en siete actividades diferentes: trotar o correr, montar en bicicleta, nadar, hacer ejercicio aeróbico, practicar deportes de raqueta, jugar al golf y caminar.

Después de ajustar por otros factores (edad, sexo, raza, IMC y consumo de alcohol o tabaco, entre otros) los investigadores encontraron que las personas que participaron en cualquier tipo de actividad o combinación de actividades durante un período de 12 años. Siempre que estuviera en el rango semanal recomendado, había un 13% menos de riesgo de mortalidad por todas las causas en comparación con aquellos que no estaban activos.

Al observar actividades específicas, las personas que practicaban deportes de raqueta o eran corredores habituales obtuvieron los mayores beneficios: no solo los jugadores de tenis y los corredores vieron una reducción en el riesgo de mortalidad por todas las causas (16 % y 15 %, respectivamente). Los que practicaban deportes de raqueta tenían un 27 % menos de riesgo de muerte cardiovascular, y los corredores tenían un 19 % menos de riesgo de morir de cáncer.

Sin embargo, si bien una mayor actividad puede generar mejores resultados, hubo rendimientos decrecientes a medida que aumentaron los niveles de actividad. Esto significa que cuanta más actividad hacían las personas, menor era el beneficio.

⇒Lee esto también: El ejercicio y la actividad física pueden reducir el riesgo de cáncer de mama, según un estudio

La actividad física cuenta con muchos beneficios para la salud

Esta investigación muestra que cualquier cantidad de actividad o ejercicio es mejor que nada de ejercicio. Dicen los investigadores que mover el cuerpo, ya sea caminando, corriendo o jugando al tenis, puede reducir el riesgo de muerte al ayudar a prevenir y controlar las condiciones de salud, mejorar el estado de ánimo y aumentar los niveles de energía.

También aclaran que, además de estos beneficios, los ejercicios aumentan el colesterol HDL (colesterol bueno) y reducen el colesterol LDL (colesterol malo) y los triglicéridos (un tipo de grasa que se encuentra en la sangre). Es más, dicen que el ejercicio aeróbico regular mejora el metabolismo de la glucosa.

Por otra parte, explican que la actividad física también puede reducir el riesgo de muerte al reducir la grasa corporal, la presión arterial, la inflamación y fortalecer los huesos.

«El ejercicio aeróbico ayuda a perder peso y puede reducir la presión arterial. El ejercicio con pesas puede aumentar la masa muscular y mejorar la densidad ósea»; dicen los investigadores. Y añaden: «Una combinación de actividades aeróbicas y ejercicios con pesas puede mejorar el estado cardiorrespiratorio y reducir el riesgo general de mortalidad».

⇒Lee esto también: Consejos para que hacer ejercicio sea más agradable y motivador

Agregar más actividad física a la rutina semanal

Aunque el estudio encontró diferencias entre los tipos de actividad física y sus beneficios para la salud, las diferencias fueron bastante minúsculas, lo que sugiere que es probable que cualquier tipo de movimiento produzca resultados similares.

En lugar de concentrarse en ciertas actividades, especialmente si no son cómodas, los investigadores sugieren que las personas se concentren en las actividades que encuentran más agradables, para que puedan seguir una rutina.

Para las personas que  comienzan a agregar actividad física a su rutina, es importante comenzar lentamente y aumentar los niveles de actividad.

Participar en actividades comunitarias o clases grupales también puede hacer que la actividad física sea una experiencia más social y placentera, y potencialmente ayudar a las personas a mantenerse motivadas y conectadas.

⇒ Lee esto también: El ejercicio puede reducir los síntomas de depresión y potenciar los efectos de la terapia

Descubre PuntoSeguro Fit

¿Necesitas un empujón más para hacer ejercicio? Desde PuntoSeguro queremos ayudarte a tener una vida más saludable. Contratando tu seguro de vida o tu seguro de salud con PuntoSeguro tienes acceso gratuito a la app PuntoSeguro Fit.

Además de tener controlada tu actividad física diaria, y contribuir a causas sociales, podrás obtener un descuento de hasta 120 € en cada renovación.

Otros artículos de interés

Si te ha gustado el artículo queremos pedirte un pequeño favor:

About Eva María Rodríguez

Redactora web y creadora de contenidos digitales especializada en seguros y finanzas, así como en deporte y vida saludable. Colabora con PuntoSeguro desde 2014.
This entry was posted in Vida sana y fitness. Bookmark the permalink.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.