9 consejos para hacer ejercicio y entrenar al aire libre en invierno

consejos para hacer ejercicio y entrenar al aire libre en invierno

Entrenar al aire libre en invierno es un reto desafiante que puede acaba con las buenas intenciones de muchos, incluidos los que han decidido empezar a hacer ejercicio como propósito de Año Nuevo. En este artículo te ofrecemos varios consejos para hacer ejercicio al aire libre cuando hace frío; tanto para que mantengas la motivación como para que el entrenamiento sea más seguro.

⇒Lee esto también:  ¿Qué causa la falta de aire al caminar?

Entrenar con frío si eres principiante

Antes de cada conviene hacer una consideración importante. Si eres principiante y no estás en forma, tal vez deberías considerar empezar a entrenar en interiores.

Si bien es cierto que entrenar en exteriores tiene muchas ventajas, para empezar el frío no es el mejor compañero. Entrenar en el gimnasio o en casa (con cinta, bicicleta estática o elíptica, por ejemplo) te ayudará a centrarte en cuestiones clave, como la resistencia y la técnica.

En cualquier caso, si aun así quieres entrenar al aire libre, no pierdas de vista todos los consejos que te ofrecemos y  profundiza en ellos.

⇒Lee esto también: Cómo mantenerse motivado para hacer ejercicio durante las fiestas navideñas

Consejos para hacer deporte con frío

Los siguientes consejos te ayudarán a obtener mejores resultados si vas a entrenar en invierno, sobre todo cuando las temperaturas son muy bajas.

Vístete por capas y con prendas técnicas ligeras

Para entrenar al aire libre en invierno utiliza varias capas de ropa que sean fáciles de quitar. Además, usa ropa técnica de telas ligeras y transpirables que no restrinjan tus movimientos. Asegúrate de que la capa más externa sea repelente al agua.

Por otra parte, ten en cuenta que, a medida que empieces a moverte, entrarás en calor, por lo que llevar demasiada ropa puede ser contraproducente.

Cubre tus manos y tu cabeza

En climas fríos, el cuerpo desvía el flujo sanguíneo para que se concentre en el núcleo de su cuerpo. Esto dejar manos y pies vulnerables al frío, incluso a la congelación si la temperatura es muy baja. Para evitar esto, usa guantes o manoplas. También es importante que uses gorro cuando hace mucho frío, ya que una parte importante del calor corporal se pierde precisamente por la cabeza.

Oídos, nariz y boca también necesitan una atención especial. Para ellos puede usar orejeras, bufandas o cuellos.

Cuida tu hidratación

El hecho de que no haga calor no significa que puedas reducir tu consumo de agua durante un entrenamiento, también puedes deshidratarte cuando hace frío. De hecho, cuando más frío hace más agua necesita el cuerpo.

Protege tu piel y tus ojos del frío y del sol

El frío puede ser muy agresivo con la poca piel que lleves descubierta. Por eso debe hidratar tu piel (eso incluye beber agua) y protegerla del sol. El sol es especialmente agresivo en invierno para la piel, así que no lo ignores. También es importante que uses gafas con filtro adecuado  para proteger los ojos tanto del solo como del aire frío.

 Usa un calzado adecuado

Para elegir calzado en invierno no solo tienes que prestar atención al uso de suelas adecuadas al tipo de terreno, sino que también tienes que considerar cuestiones como la humedad y el frío para mantener tus pies protegidos.

Calentar es muchos más importantes cuando hace frío

Puede que sea tentador lanzarse a realizar la actividad física con intensidad para entrar en calor. Sin embargo, el calentamiento no te lo puedes saltar, especialmente cuando hace frío. Tu cuerpo necesita activarse y entrar en calor poco a poco. Si no calientas adecuadamente, aumenta el riesgo de lesiones en cualquier condición, especialmente cuando hace frío. Si realmente te cuesta, calienta en una zona protegida de la intemperie o antes de salir de casa.

Siempre localizado

Es importante que haya alguien que sepa que has salido a entrenar al aire libre, especialmente si vas a salir de una zona urbana. Además, es interesante que lleves algún elemento que te permita estar localizado en todo momento.

Planifica la ruta

Si vas a salir a hacer una ruta larga, planifícala primero para evitar sorpresas desagradables. La planificación incluye revisar el tiempo que va a hacer así como elementos meteorológicos que hayan podido crear problemas en la ruta (como lluvia, nieve o hielo).

Mejor en compañía

Entrenar con un compañero no solo ayuda a mantener la motivación, sino que también es muy útil en caso de que a alguno le ocurra algo. Eso sí, elige un compañero que realmente tenga las mismas motivaciones que tú y que lleve un ritmo similar. Si eres principiante, asegúrate de que tu compañero está dispuesto a adaptarse a tu ritmo.

⇒Lee esto también:  Espacio vital y salud: cómo optimizar el espacio vital para la salud y el bienestar mental

Súmate al #RetoPuntoSeguro

Únete al #RetoPuntoSeguro y benefíciate de todas sus ventajas.  Además de tener controlada tu actividad física diaria podrás obtener una importante bonificación en la renovación de tu seguro de vida o tu seguro de salud.

Otros artículos de interés

Si te ha gustado el artículo queremos pedirte un pequeño favor:

About Eva María Rodríguez

Redactora web y creadora de contenidos digitales especializada en seguros y finanzas, así como en deporte y vida saludable. Colabora con PuntoSeguro desde 2014.
This entry was posted in Vida sana y fitness. Bookmark the permalink.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.