Aviva negocia invertir 300 millones para salvar Novacaixagalicia

Aviva negocia invertir 300 millones para salvar Novacaixagalicia

Novacaixagalicia ya tiene un posible inversor para que le ayude a evitar la nacionalización de la mayoría del capital de la entidad financiera. Se trata de Aviva, la aseguradora británica que ya es socia de Caixa Galicia y que ha mantenido contactos con los responsables del grupo gallego. Aviva puede invertir más de 300 millones en el banco resultante de la fusión de las cajas de La Coruña y Vigo, que necesita hasta 2.600 millones para recapitalizarse.

Fuentes próximas a Novacaixagalicia han asegurado a este diario tener compromisos por cerca de 500 millones de euros para participar en el plan de reestructuración del capital presentado este lunes al Banco de España. Pero han desestimado concretar los nombres de los potenciales socios, entre los que estarían varios empresarios gallegos de segunda fila y Aviva.

El grupo asegurador, que tiene un valor bursátil de casi 14.000 millones de euros, es socio de Caixa Galicia desde hace diez años. Las dos empresas tienen una joint venture al 50% dedicada al negocio de seguros de vida y planes de pensiones a través de la corporación industrial de la caja coruñesa. Una alianza que Aviva después repitió con otras entidades, como Bancaja, Unicaja, Caja Granada, Caja España y Cajamurcia.

Fuentes financieras explican que el grupo inglés, que cotiza en la Bolsa de Londres cerca de máximos en 15 meses, está en negociaciones para vender algunas de estas alianzas, principalmente la de Bancaja, cuyo negocio sería comprado por Mapfre. Esta aseguradora es un partner estratégico de Caja Madrid, primer accionista de Bankia, que tiene un 15% del grupo con sede social en Majadahonda. Ayer mismo, la caja dirigida por Rodrigo Rato adquirió el 48,97% que Mapfre tenía en Banco de Servicios Financiero y de Ahorro, a la par que la aseguradora se hacía con el 15% que Caja Madrid controlaba en su filial internacional.

Fuentes próximas a Bankia han indicado que todavía no se ha tomado ninguna decisión en ese sentido, pero personas conocedoras de las conversaciones apuntan a que se le recomprará la participación a Aviva. La británica, que ha declinado hacer ningún comentario, podría destinar parte de esos ingresos a entrar en el capital de Novacaixagalia, con la que ha mantenido conversaciones en las últimas semanas.

El consejero delegado de Aviva España, Aurelio Izquierdo, afirmó el pasado 7 de marzo que su grupo iba a analizar el proceso de reestructuración de las cajas “con muchísimo interés”. Por su parte, David Angulo, director de bancaseguros de la firma para Europa, aseveró que el grupo tiene fortaleza suficiente para abordar estas inversiones. "Hemos generado 1.700 millones de libras (1.970 millones de euros) de capital neto en los últimos dos años. Hoy por hoy, no necesitamos ninguna ampliación porque tenemos capital suficiente para acometer una operación de ese estilo", indicó el ejecutivo.

La declaración de intenciones de Aviva no quedó ahí. Izquierdo añadió que "España es un país clave y significa mucho para el grupo. Afrontamos los cambios con tranquilidad". La compañía, que también es socia del Santander en Reino Unido y en Polonia, ha invertido 8.468 millones invertidos en títulos de renta fija nacional y 525 millones en renta variable.  El problema que puede provocar la entrada de Aviva en Novacaixagalicia es que Caser es socio de Caixanova, si bien este otro grupo asegurador no está para inversiones adicionales ya que necesita capital para recapitalizarse a sí mismo.

Socios locales

 La gran caja gallega quiere conseguir unos 500 millones de euros de inversores privados. Por tanto, a esos entre 300 y 400 millones que pondría Aviva, habría que añadir más de 100 millones extras. Esa cantidad puede venir de empresarios locales, pero no de primera fila. Se trataría de un grupo de entre cinco y seis ricos gallegos que aportarían entre 50 y 60 millones.

Una aportación minoritaria porque las grandes fortunas de la zona no se han querido comprometer a jugar un papel importante en la salvación de Novacaixagalicia. Los responsables de la entidad han mantenido contactos con Manuel Jove y Amancio Ortega, los cuales han rechazado tomar participaciones relevantes. Si se vio más receptiva a Rosalia Mera, primera esposa de Ortega, una mujer a la que se le vincula con el equipo de Caixa Galicia, por lo que su entrada provocaría recelos entre los directivos de Caixvanova (Vigo).

Fuente: El confidencial

DEJA TU COMENTARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *