ZURICH ofrece la posibilidad de contratar la cobertura de Continuidad de Estudios, una modalidad en la que garantiza un capital para que el alumno pueda seguir con su formación, en caso de fallecimiento o invalidez absoluta de alguno de sus padres o tutores, incluyendo Bachillerato y la etapa universitaria. La aseguradora detalla que, en este caso, el tomador de la póliza es el centro de estudios o la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA), y el asegurado son los padres o tutores legales del menor. Se trata de un seguro de contratación colectivo, por lo que los tomadores pueden beneficiarse de una mejora en el precio si se cumple con un mínimo de adhesiones. La edad máxima de entrada en el seguro es de 64 años y podrán permanecer en el mismo hasta cumplir los 65 años de edad. Fuente: bds 18 de mayo de 2016

DEJA TU COMENTARIO