El 62% de los ahorradores españoles se define conservador, es decir, busca una rentabilidad razonable pero sin asumir riesgos, según los datos del ‘IV Barómetro del Ahorro’ que elabora el Observatorio Inverco. Mientras tanto, un tercio (33%) se considera moderado y solo un 5%, dinámicos. En 2011, el 55% del total se definía como conservador y en 2009, solo el 26%. En este sentido, la mayoría de los ahorradores conservadores son mujeres, de aproximadamente 44 años, que contratan los productos a través de su oficina bancaria, y en el caso del perfil moderado se trata principalmente de hombres, de 42 años de media, que contratan los productos de forma presencial, a través de su oficina bancaria y con su asesor de banca privada. El ahorrador dinámico suele ser hombre, de 43 años, sus inversiones están pensadas para un periodo superior a 1 año y a la hora de contratar sus productos confía en las webs de entidades financieras y, después, en su oficina bancaria. Menos de un tercio dice ahorrar para complementar su pensión El trabajo muestra, por otro lado, que el principal motivo para ahorrar es principalmente como remanente para imprevistos (50%, frente al 31% de 2011), mientras que un 30% lo hace para complementar la jubilación pública (frente a 25% en 2011). El ahorro se canaliza, fundamentalmente, a través de depósitos bancarios, producto con el que cuentan el 63% de los encuestados. El porcentaje de ahorradores con depósitos ha aumentado desde 2011 (56%). La segunda opción son los planes de pensiones, con un 47%, mientras que hace cuatro años el 50% declaraba tener un plan de pensiones. Además, los datos de Observatorio de Inverco muestran que los fondos de inversión están en la cartera del 29% de los ahorradores, solo un punto porcentual más que hace dos años. Esta elección coincide con el grado de conocimiento de los productos, ya que los depósitos son el producto más conocido por los ahorradores. A continuación se sitúan los planes de pensiones. Los inversores tienen un conocimiento medio de los fondos de inversión, al igual que de la renta fija y de la renta variable. Preferencias para 2016 Respecto al próximo año, algo más de la mitad de los ahorradores tiene intención de contratar productos. Las opciones preferidas son los fondos de inversión (12%), los planes de pensiones (12%) y los depósitos bancarios (8%). Esta contratación se formaliza mayoritariamente en la oficina bancaria (59%). En términos globales, el 80% corresponde a contratación de forma presencial y el 20%, virtual (web de entidades, asesor no presencial o a través del servicio de banca telefónica a distancia). La seguridad y la rentabilidad continúan siendo los principales factores a la hora de tomar una decisión de inversión. En cuanto al plazo de la inversión, el 57% asegura invertir pensando en el medio plazo (entre 1 y 3 años). Un 25% invierte a menos de 12 meses y el 18% a más de tres años. Fuente: BDS 04/11/2015  

DEJA TU COMENTARIO