MUNICH RE ha logrado mantener un resultado consolidado en 2014 en una cifra “más o menos alta”, al situarse en 3.200 millones de euros frente a los 3.300 millones alcanzados en 2013. Según las cifras provisionales ofrecidos por la reaseguradora esta misma mañana, en el cuarto trimestre del pasado año obtuvo un beneficio de 700 millones, frente a los 1.200 millones del mismo periodo de 2013. Estos resultados serán bien recibidos por los accionistas, puesto que el Consejo de Administración propondrá a la Junta General el pago de un dividendo de 7,75 euros por acción. Jörg Schneider, CFO de MUNICH RE, ha comentado que gracias a “este buen resultado, una vez más, hemos demostrado nuestra robusta fuerza en las ganancias. Es especialmente satisfactorio que, otra vez todas las áreas de negocio han contribuido e impulsado el éxito en los resultados”. El grupo ha registrado un resultado de explotación de 4.000 millones en 2014 (4.400 millones en 2013), de los cuales 700 millones corresponden al cuarto trimestre del año. Según el comunicado, los efectos de conversión de divisas siguen teniendo una influencia negativa de 100 millones (-300 millones de euros en 2013) en 2014. Asimismo, el patrimonio neto se incrementó en alrededor de 4.100 millones, hasta los 30.300 millones. Por su parte, el rendimiento sobre el capital ajustado al riesgo (RORAC) se ha desarrollado de manera satisfactoria, explican desde la reaseguradora, situándose en un 13,2% (12,1% en 2013), mientras que la rentabilidad sobre recursos propios (ROE) ascendió al 11,3% (12,5% en 2013). Por último, el total de primas brutas emitidas por el grupo durante el pasdo ejercicio se redujó a 48.800 millones (51.100 millones en 2013). Fuente: BDS 05/02/2015  

DEJA TU COMENTARIO