El RACE ha emitido un comunicado en el que alerta de que “la mortalidad ha aumentado en 2016, y durante el verano se ha demostrado que, si no se toman medidas urgentes, la tendencia al alza se mantendrá. Tenemos un Gobierno en funciones, una DGT pendiente de nombrar a un responsable, un Congreso paralizado en los trabajos de las Comisiones, pero continúan y aumentan las víctimas en carretera sin que se adopten estrategias y compromisos desde las más altas instituciones, en donde sus responsables deben trabajar ya en la puesta en marcha de planes y medidas que hagan revertir esta situación”.

Ante esta situación el RACE ha propuesto 10 medidas para mejorar la seguridad vial a corto y medio plazo: recuperar la inversión en infraestructuras; promover el uso de las vías más seguras; crear un plan urbano de prevención de accidentes; ampliar el Plan PIVE, incluyendo el vehículo seminuevo; una reducción del IVA en seguridad y mantenimiento; educación vial y seguridad en los trayectos escolares; un plan urgente para combatir la accidentalidad de los usuarios vulnerables (motocicletas, ciclomotores, bicicletas, peatones); aumentar las campañas divulgativas con la sociedad civil; impulsar la formación como eje para hacer conductores más seguros; y tratar la seguridad vial como una cuestión de Estado con la firma de un pacto social en este ámbito. Fuente: Carta del Seguro 02/09/2016

DEJA TU COMENTARIO