La Audiencia de Valladolid ha condenado a 5 años de cárcel a un agente de seguros que entre 2006 y 2010 se quedó con más de 127.000 euros que distintos clientes le entregaron para la tramitación de las correspondientes pólizas. El condenado ya se había declarado culpable de los hechos pero había alegado en su descargo que padecía una grave ludopatía. En su sentencia, la Sección 4ª de lo Penal ha hallado al agente culpable no sólo de un delito deestafa, como pedía el Ministerio Fiscal, sino también de otro de falsedad en documento mercantil, tal y como reclamaba la acusación particular, de ahí la pena finalmente impuesta y que además de la privación de libertad, incluye el pago de una multa de 1.650 euros y la obligación de indemnizar a Seguros Bilbao, la entidad perjudicada, en más de 134.000 euros. Fuente Carta del Seguro nº1093

DEJA TU COMENTARIO